Preparación de los aceites

Los diferentes métodos de extracción, destilación o secado permiten un mejor uso y aplicación con el máximo de sus propiedades. Los aceites esenciales se obtienen de las raíces, cortezas, hojas, flores y resinas de árboles y plantas. Uno de los secretos del éxito en su uso se basa en la elección acertada del método de extracción y obtención. De los diferentes métodos, la destilación por corriente de vapor es quizá uno de los más efectivos en relación con el uso final, porque consigue el aceite esencial más puro y auténtico. El método consiste en colocar las plantas en un recipiente; allí el aceite esencial se mezcla con el vapor de agua y se envía a un circuito de refrigeración en donde vuelve a su estado líquido.

Como la mayoría de los aceites son más livianos que el agua, flotan en ella. Por este motivo se procede a su recuperación a través de la decantación. Otra de las técnicas de obtención es la denominada effleurage. Se usa para extraer esencias de plantas que, si se destilan, tienen tendencia a desaparecer. Consiste en extender los pétalos u hojas sobre una bandeja cubierta con grasa animal y dejar que el aroma sea absorbido por ella. El proceso se repite hasta que la grasa desprenda un aroma intenso. Luego se trata con alcohol y se reserva el aceite de la planta. Por más información visite Plantas medicinales.

Etiquetas: , ,

Deja un comentario


Todas los articulos publicados en http://aromaterapia-esencias.com/ son extraidos de otras webs y publicaciones viejas, la mayoria enviadas por nuestros visitantes, si alguno viola los derechos de autor, nos lo puedes comunicar a extramelb@gmail.com y sera removida a la brevedad, Muchas Gracias!