Perfumes y fragancias

La mayoría de las sustancias tóxicas salvo algunas pocas excepciones tienen un olor muy desagradable o cáustico. En consecuencia, solemos taparnos rápidamente la nariz, llenos de asco, y nos protegemos de las consecuencias de un envenenamiento, como la paralización del sistema respiratorio o las náuseas. Este sistema de advertencia temprana se encuentra en la mucosa olfativa en la región olfativa. Allí se encuentran fibras transmisoras del dolor, que son estimuladas por sustancias irritantes y que transmiten estas informaciones al cerebro. A través del cerebro se generan determinados reflejos defensivos que actúan de acuerdo con el tipo de sustancia tóxica. Los estornudos, las lágrimas y los ahogos son solo algunas de las reacciones que protegen nuestra salud de las sustancias peligrosas que se encuentran en el aire. Es interesante saber que la menta y el mentol también contienen sustancias que estimulan las fibras nerviosas transmisoras del dolor de la mucosa olfativa. Puede sentir este efecto inmediatamente al inhalar rapé: seguramente tendrá que estornudar y las lágrimas comenzarán a fluir.

Etiquetas: , , , , ,

Deja un comentario


Todas los articulos publicados en http://aromaterapia-esencias.com/ son extraidos de otras webs y publicaciones viejas, la mayoria enviadas por nuestros visitantes, si alguno viola los derechos de autor, nos lo puedes comunicar a extramelb@gmail.com y sera removida a la brevedad, Muchas Gracias!